Puerto Madryn es considerada "la capital argentina de las actividades subacuáticas".
La transparencia de sus aguas calmas y profundas y su variada fauna la convierten en un lugar ideal para los fanáticos de los deportes acuáticos, entre ellos el buceo submarino.

A 19 kilómetros al sur se encuentra Punta Loma, que durante todo el año se convierte en el apostadero de más de 800 ejemplares de lobos marinos, que habitan bajo sus acantilados; mientras que la de la particular especie de "un pelo", unos 1.500, viene a reproducirse a la Reserva Faunística de Puerto Pirámide.

La Reserva de Punta Norte alberga la única colonia de elefantes marinos que habita en el territorio continental. Reciben este nombre por la desarrollada nariz que los machos poseen en forma de trompa. En la Península Valdés abundan colonias de aves, pingüinos, lobos y elefantes marinos.
El Centro de Interpretación en el Istmo Ameghino es un recurso imperdible si te interesa información de la fauna autóctona.

A partir de Octubre y hasta fines de Diciembre las ballenas francas del sur acuden a los golfos Nuevo y San José para reproducirse y perpetuar su especie. Las excursiones para contemplarlas parten desde Puerto Pirámide.
 
 
flysoftware